thumb-chefs

05/02/2014

Spike Mendelsohn, Asha Gomez, Mike Isabella, y Victor Albisu sienten cómo sabe cambiar vidas.  

AYACUCHO, Perú — Los renombrados chefs Spike Mendelsohn, Asha Gomez, Mike Isabella y Victor Albisu llegaron a Perú, en una gira de aprendizaje para ver los resultados de los exitosos esfuerzos de CARE (Organización de desarrollo), en la reducción del hambre y la desnutrición. Los chefs fueron testigos de cómo las inversiones en agricultura sostenible, el empoderamiento de las mujeres y una mejor nutrición están dando réditos que se traducen en ingresos más altos y mejoras en la salud. La gira, de tipo práctico, les dio la oportunidad de sentir, oír y probar el progreso de los y las participantes.

Puntos destacados:

  • Spike Mendelsohn ex-competidor de Top Chef y de Iron Chef se pasó el día en un fundo de papas nativas — con un azadón en mano — para aprender cómo CARE está empoderando a los agricultores locales.
  • Algunas de las mujeres de la comunidad, quienes iniciaron sus negocios a través de un programa de microfinanzas ejecutado por CARE, le enseñaron a Mike Isabella (también ex competidor de Top Chef) cómo preparar un cuy, plato tradicional cuya carne es rica en proteínas y utilizada para combatir la anemia y la desnutrición en el Perú.
  • La chef de Atlanta, Asha Gomez, enfatizó que los chefs tienen la posibilidad de ser embajadores mundiales en asuntos cruciales como el hambre y la desnutrición: “Los chefs pueden tener un impacto increíble. No solo cambiamos menús, también cambiamos mentes”, señaló.
  • El chef Víctor Albisu, cuya madre es de Lima, conversó con productores de quinua en sus mismos campos donde aprendió cómo están re-energizando el cultivo de este grano nativo y rico en proteína, mejorando la nutrición y los ingresos en el proceso.
  • Datos fácticos: 842 millones de personas no tienen alimentos suficientes y cerca de 2 millones de personas están desnutridas. El hambre y la desnutrición siguen siendo el principal riesgo contra la salud, y matan a más personas que el SIDA, la malaria y la tuberculosis juntos.

Los chefs comenzaron su viaje al interior de Los Andres en la ciudad de Ayacuchodonde conocieron acerca de una importante alianza entre agricultores de papas nativas y dueños de restaurantes limeños. Luego de recibir semillas y capacitación agrícola de CARE, los agricultores se agrupan para proveer un suministro constante de papas nativas, las cuales estuvieron ignoradas por largo tiempo, a los restaurants más finos del país. El resultado: los ingresos se han disparado y la desnutrición ha menguado en una región donde se dejaron decaer las tradiciones agrícolas durante la etapa de violencia política en el país.

Los chefs pusieron las manos a la obra en las plantaciones de papa durante la visita. Mendelsohn, un competidor de Top Chef y Iron Chef, propietario de Good Stuff Eatery, We, The Pizza y Béarnaise en Washington, D.C., se puso a trabajar empeñosamente la rica tierra con un azadón, tratando de ir al ritmo de uno de los agricultores mientras los otros le daban ánimos con vivas. “Jamás podría ser agricultor”, dijo Mendelsohn sin aliento y contemplando la gran extensión de las plantaciones de papa en el valle. “Trabajan mucho más duro que nosotros. Lo que han hecho aquí es realmente impresionante.”

El grupo se unió a los agricultores locales en una tradicional ofrenda a la Pacha Mama, la Madre Tierra, y sacaron muestras de las papas nativas, las cuales vienen en una gran variedad de colores y tamaños y que tienen nombres como “Sangre de Toro.” Asha Gomez, propietaria de Cardamom Hill en Atlanta, se maravilló ante el papel que han tenido el legendario chef peruano Gastón Acurio y otros de la comunidad culinaria del país en el renacimiento de la papa nativa peruana. Han creado una demanda confiable y constante de papas nativas en los restaurantes y han utilizado su influencia para hacer que éstas papas sean codiciadas en las cocinas cotidianas de los peruanos. “Los chefs pueden tener un impacto indescriptible”, dijo Gómez. “No cambiamos solamente menús, cambiamos mentes.”

Los chefs también conocieron a agricultores que habían vuelto a cultivar granos de quinua nativa, cuya popularidad se está disparando en todo el mundo. Con la ayuda de CARE, los agricultores han aprovechado los mercados nacionales e internacionales. Hoy en día, muchas familias de la sierra peruana comen una quinua mucho más nutritiva y su salud también está mejorando.

El hambre y la desnutrición siguen siendo el riesgo número uno para la salud en el mundo, y matan a más personas que el SIDA, la malaria y la tuberculosis juntos. En todo el mundo, 842 millones de personas no tienen alimentos suficientes y aproximadamente 2 millones de personas están desnutridas.

La desnutrición en la sierra peruana, como en muchas partes del mundo, es normalmente el resultado de no tener la combinación apropiada de alimentos nutritivos. Por ejemplo, a menudo falta hierro en las dietas de los niños pequeños. Los chefs vieron cómo las personas del pueblo de Guayacondo (Ayacucho) trabajaban en equipo con organizaciones como CARE para identificar qué niños tenían dificultades. Los líderes de la comunidad han estado trabajando con las familias para mejorar la nutrición de los niños menores de dos (02) años, un periodo crucial para el desarrollo general a lo largo de toda la vida. Las tasas de desnutrición en ese grupo etario se redujeron, bajando desde más de 80% en 2010 hasta menos de 25 % hoy.

Los chefs también conocieron a dos mujeres inspiradoras que han ayudado a reducir la desnutrición en su comunidad criando cuyes, los que proveen una estable fuente de proteína e ingresos económicos para sus familias. Una de ellas es Marciana Canchari Enciso, de 56 años, quien ha vivido en extrema pobreza durante buena parte de su vida. Trató de ahorrar dinero, pero sus esfuerzos fueron infructuosos una y otra vez ya sea por los problemas ocasionados por su esposo o por alguna enfermedad repentina que aparecía en la familia. Los chefs se enteraron de cómo Marciana entró en un programa de CARE que organizaba a las mujeres en pequeños grupos, les daba préstamos de $100 y les enseñaba a criar cuyes, un manjar local. Éste fue el punto de quiebre para Marciana, quien hizo crecer el negocio de cuyes y, junto con otras mujeres también particiapantes, comenzó a venderlos al por mayor a los restaurantes locales. “Es increíble lo que ha hecho con sólo $100,” dijo Isabella, también competidor del programa Top Chef. “Te hace pensar cuánto puede servir aunque sea un poquito de ayuda.”

Marciana le mostró al grupo de Chefs cómo fríe los cuyes en su casa, donde el patio es ahora un hermoso oasis con flores y árboles frutales. Isabella aprendió a usar un batán para moler el huacatay, hoja parecida a la menta, para hacer una salsa. “Esto es como la comida del Viejo Mundo,” dijo Isabella, propietario de los restaurantes Graffiato, Kapnos y G en Washington, D.C. “Es un arte que se ha perdido.”

Ha sido una experiencia intensa el ver los alimentos, de dónde vienen, dónde crecen y cómo hacen el trayecto hasta nuestro plato.

– Victor Albisu

Los chefs observaron e inhalaron los aromas en los mercados de los productos frescos y las carnes de Ayacucho y Lima, comprando especies nativas, frutas y verduras, con la ayuda de Jimbo Echeverria, ganador del Master Chef Perú. Usaron algunos éstos ingredientes y productos en el Instituto Le Cordon Bleu de Lima, donde el grupo cocinó e intercambió secretos con algunos de los chefs más importantes del Perú y con estudiantes de cocina. Luego hubo un panel y después una fiesta. La experiencia fue una especie de retorno para Albisu, quien estudió en Le Cordon Bleu en París, y cuya madre es peruana. Albisu, propietario de los restaurantes Del Campo y Taco Bamba en el área de Washington, D.C., dijo que estaba impactado de ver la diferencia entre los estándares de vida de Lima y de los remotos Andes.

“Toda la experiencia ha sido increíble para nosotros,” dijo Albisu. “Ha sido una experiencia intensa el ver los alimentos, de dónde vienen, dónde crecen y cómo hacen el trayecto hasta nuestro plato.”

 

PER-2014-EL-3224-860px

Carina Nicholas Zamora (izquierda), y Marciana Canchari (derecha), ambas participantes del programa de microcréditos de CARE Perú, muestran a los chefs cómo cocinar un cuy con quinua y japchi, en el patio de la casa de Marciana en Guayacondo (Ayacucho), durante el tour organizado por CARE (29 enero 2014).  Foto: ©CARE/Erin Lubin.

ACERCA DE CARE

CARE es una de las ONG más grandes del mundo y de mayor presencia en el Perú, donde este año cumple 45 años de operaciones buscando mayores oportunidades para niñas en situación de pobreza, a través de diversos programas estratégicos de desarrollo.

  • CARE tiene 70 años de operaciones a nivel mundial y se encuentra en 90 países, en los que sólo en el último año ha beneficiado a 72 millones de personas.
  • En el Perú, CARE ejecuta programas de Desarrollo en veinte departamentos del país. Donde ha beneficiado directamente a 177,443 personas en el último año.

 

CONTACTO PARA PRENSA

Martín Vega, +51 4171135, mvega@care.org.pe.

Tags: ,
REPOSITORIO
JUNTOS ANTE
EL ZIKA
ver más Toma acción
HAZ UNA
DONACIÓN
ver más Haz una donación
PONTE EN
CONTACTO
ver más Ponte en contacto
SUSCRÍBETE
Ir al formulario